sábado, 21 de octubre de 2017

viernes, 20 de octubre de 2017

jueves, 19 de octubre de 2017

miércoles, 18 de octubre de 2017

Compliance Officer: ¿ “Mal necesario” o “Bien intangible” ?

Por Albert Salvador


Las dificultades y vicisitudes por las que atraviesan los CO en las empresas me recuerdan a las que, por allá en la década de los 90, teníamos los Auditores Internos de la época.

Y es que el gran problema radica en que muchas empresas, por no decir la mayoría, CREAN la figura del CO, pero no CREEN en su función. Les puede servir de “parapeto” legal ante una eventual comisión de un delito, e Incluso como interlocutor frente a los auditores externos y reguladores. Incluso muchos lo compraran con la contratación de una póliza de seguros. Vamos, que poco más o menos el CO se convierte en un “mal necesario” para los directivos, siendo un centro de costes para las empresas.

Uno de los retos más importantes a los que se enfrentan los Compliance Officers, al igual que los Auditores Internos hace dos décadas, es demostrar que aportan valor a su Organización. Para ello solo hay dos maneras: generando un beneficio o reduciendo un coste. Claro está que la primera opción es poco más que improbable, por lo que debemos poner nuestro foco en demostrar a los directivos cuánto dinero se están ahorrando. Os aseguro que esta parte es la más complicada.

Por seguir con la analogía de los Auditores Internos de los años 90, estos poco a poco han ido teniendo más aceptación, admiración e Incluso presencia en la primera línea directiva y nadie duda que aportan un verdadero valor a la empresa.

Y ¿cómo lo han conseguido?

Principalmente alineando sus planes anuales de Auditoría a los planes estratégicos de la Organización. Agregando valor en sus informes para la toma de decisiones críticas. Informando a la dirección de problemas estructurales y cuantificando las perdidas económicas a las que la Organización no ha tenido que hacer frente fruto de su actuación e implantación de medidas mitigatorias.

En los tiempos que corren, el CO que sea capaz de aportar ese valor a la empresa, será el que se convertirá en un “bien intangible”, y situará la figura del CO en una figura indispensable para su Organización.

Gran reto por delante para los Compliance Officers.

Este artículo fue publicado en el Blog Fraude Interno, el cual es un Blog creado con el objetivo de compartir conocimientos y inquietudes relacionados con el fraude interno, tanto con profesionales de la auditoria interna como con cualquier empresario o directivo que no disponga de un departamento de auditoria interna en su organización. Para mayor información debes visitar: https://fraudeinterno.wordpress.com/.

       ¿Te ha gustado la información? ¡Compártela con otro auditor interno!

lunes, 16 de octubre de 2017

El auditor del futuro

Por Omar Moreno – Presidente IIA Panamá

Tengo más de 25 años de experiencia como auditor, y 20 como auditor interno; y aunque he podido experimentar la evolución de la profesión en este cuarto de siglo, hay una constante que ha variado muy poco o casi nada; y es que los auditores seguimos auditando el pasado. Aunque el espectro de nuestro trabajo es más amplio, y las crisis financieras nos han obligado a re-definir nuestro rol en las empresas, muchas veces empujados por las regulaciones; a mi parecer seguimos viendo con mucha frecuencia por el espejo retrovisor.

Y no es que nuestros clientes no nos estén cuestionando desde hace ya algún tiempo; constantemente en las conferencias internacionales y las encuestas relacionadas con la profesión, nos recuerdan que debemos evolucionar al ritmo de los negocios y sus riesgos inherentes, para convertirnos, ya ni siquiera en asesores de confianza, sino en aliados estratégicos de las Gerencias y las Juntas Directivas, y ganarnos ese puesto en los Comités y Consejos Directivos que nos permita aportar un enfoque de gestión de riesgo y control interno en los planes estratégicos de las organizaciones.

Hace poco estuve en un congreso, en donde uno de los expositores lanzó este reto al auditorio (todos auditores internos), ¿cómo hacemos para que la Auditoria Interna empiece a auditar el futuro y deje de auditar el pasado?; por supuesto se sintió un murmullo en el salón, y es que durante todo el congreso estuvimos escuchando sobre "disrupción tecnológica", "data analytics", "blockchain", y otro tanto de conceptos que conforman el diccionario empresarial actual, que traen consigo cambios importantes en la forma de hacer los negocios y en los riesgos asociados; y la conclusión lógica es que tenemos que salirnos de la zona de confort y re-inventarnos.

Re-educarnos en temas de gestión empresarial, estrategias de negocio, tecnología de la información, finanzas avanzadas, y otro tanto de temas que nos permitan hablar el mismo idioma y en los mismos términos que nuestros clientes. Empezar a ver a nuestras partes interesadas como nuestros clientes y no como las áreas auditadas.

Desarrollar nuestras habilidades blandas, liderazgo, comunicación, relaciones interpersonales, creatividad, etc, etc..., son algunas de las ideas que he recogido de como lograrlo, sin embargo, todavía no tengo la respuesta completa para el reto lanzado, pero por supuesto que la seguiré buscando; lo que si es cierto, es que no podemos seguir haciendo lo mismo si pretendemos mantenernos vigentes y ganarnos ese puesto en las mesas de Junta.

Mientras tanto, agradezco todas las ideas que quieran compartir sobre el tema.

¿Te ha gustado la información? ¡Compártela con otro auditor interno!

domingo, 15 de octubre de 2017

Actos

                   ¿Te ha gustado la frase? ¡Compártela con otro auditor interno!

viernes, 13 de octubre de 2017

Cursos Innovación Radical Auditoría Interna y Smart-Audit (Auditoría Inteli-Gente)

Programa de Auditoría de Clase Mundial
Bogotá, Colombia del 14 al 17 de Noviembre de 2017
Cupo Limitado

El Programa de Auditoría consta de dos sesiones:

1. Smart-Audit (Auditoría Inteli-Gente) – 14 y 15 de noviembre.
2. Innovación Radical Auditoría Interna – 16 y 17 de noviembre.

Usted puede participar en el programa completo o en cualquiera de las dos sesiones


¿Por qué asistir al programa de auditoría?

Ser eficientes como profesionales de la auditoría interna y como Departamento no es una elección en el mundo de hoy: es imprescindible para alcanzar el éxito. Sin lugar a dudas para sobrevivir, prosperar, innovar, sobresalir y liderar en esta nueva realidad nos exigirá aumentar la eficiencia, la efectividad e ir más allá.

Debemos crear conciencia que el éxito de su Departamento de Auditoría Interna depende en gran medida de su capacidad para innovar, a través de proveer servicios que excedan las expectativas de las partes interesadas del trabajo realizado. La innovación se puede definir como la generación de valor para el cliente a través de la implementación de nuevas ideas.

Durante los últimos veinte años he trabajado con auditores internos de instituciones financieras, gubernamentales, de servicio y de empresas de otras ramas; lo cual me ha permitido comprobar la crisis de eficiencia que atraviesan los departamentos de auditoría interna. En la actualidad todavía son escasos los directores, gerentes y supervisores de auditoría interna que han desarrollado un sistema efectivo para luchar contra este mal y de esta forma poder crear valor real para sus clientes. Es por esta razón que en este entrenamiento presentamos un enfoque innovador, que crea una ruptura con la tradición, con los viejos modos de pensar, con los enfoques antiguos de cómo debe realizarse el trabajo de auditoría interna. Estamos convencidos que al implementar la metodología de auditoría inteligente o Smart Audit, la eficiencia y efectividad de su departamento aumentará extraordinariamente.

jueves, 12 de octubre de 2017

10 Frases de Umberto Eco

              ¿Te han gustado las frases? ¡Compártelas con otro auditor interno!

miércoles, 11 de octubre de 2017

Eficiencia de los Controles Antifraude

El 36.7% de las organizaciones que utilizan datos monitorizados y técnicas de análisis como parte de sus programas antifraude, sufren un 54% menos de pérdidas por fraude y detectaron el fraude en la mitad del tiempo que las empresas que no utilizaban estas técnicas de detección.


PUNTOS DESTACABLES DEL ESTUDIO:

·         La mayoría de defraudadores no esperaban ser atrapados y el 83% cometieron fraude por primera vez. La duración media de los fraudes estudiados era de 18 meses y más del 32 % tuvieron una duración de 2 años, antes de salir a la luz.

·         La detección del fraude se revela en la mayor parte de los casos por seguimiento de pistas de confidentes, que dan evidencia de su existencia i en segundo lugar por auditorías de la empresa.

·         Las empresas que no disponen de controles anti-fraude, son más susceptibles de verse implicadas en tramas de apropiaciones indebidas de activos, consideradas las más costosas en termino de pérdidas provocadas por fraude.

·         Las empresas que han alterado los controles anti-fraude internos, tienen tendencia a verse implicadas en tramas de corrupción. Las empresas que efectúan pocos controles anti-fraude tienen tendencia a verse implicadas en tramas relacionadas con el estado financiero de éstas.

·         Los defraudadores que llevan entre 6 y 10 años en la empresa y provocan fraude, suponen una pérdida media de $210 000 y aquellos con más de 10 años, suponen una pérdida media de $250 000.

·         Los fraudes que involucran varias personas son descubiertos por seguimiento de pistas o por confidencias, y los que son causados por una sola persona son generalmente descubiertos mediante controles anti-fraude efectuados desde dentro de la propia empresa.

Este artículo fue publicado en el Blog Fraude Interno, el cual es un Blog creado con el objetivo de compartir conocimientos y inquietudes relacionados con el fraude interno, tanto con profesionales de la auditoria interna como con cualquier empresario o directivo que no disponga de un departamento de auditoria interna en su organización. Para mayor información debes visitar: https://fraudeinterno.wordpress.com/.

          ¿Te
 ha gustado la información? ¡Compártela con otro auditor interno!

lunes, 9 de octubre de 2017

Fragmento Entrevista de Nahun Frett para WCA

A continuación, compartimos un fragmento de la entrevista que realizamos para la WORLD COMPLIANCE ASSOCIATION (WCA).

Diferencias entre Auditoría Interna y Cumplimiento Normativo

La misión y objetivos de la función de cumplimiento normativo es identificar los requisitos normativos derivados de leyes, regulaciones y requerimientos administrativos, supervisar el grado de cumplimiento de los requisitos normativos e identificar las deficiencias y responsables, coordinar con las áreas implicadas el diseño y lanzamiento de planes de subsanación, evaluar el posible impacto de cambios en el entorno regulatorio sobre las operaciones de la empresa en materias de su competencia, y establecer y definir el programa de cumplimiento sobre la base del inventario de hechos regulatorios

En cambio, la función de auditoría interna es una actividad independiente y objetiva de aseguramiento y consulta, concebida para agregar valor y mejorar las operaciones de una organización. Ayuda a una organización a cumplir sus objetivos aportando un enfoque sistemático y disciplinado para evaluar y mejorar la eficacia de los procesos de gestión de riesgos, control y gobierno.

¿Cuál debe ser el rol de auditoría interna respecto a la función de cumplimiento normativo?

Actividades propias de Auditoría Interna en relación con esta función:

·       · Evaluar periódicamente y de forma independiente la efectividad en el cumplimiento de las actividades asignadas a la función de cumplimiento normativo.
·       · Analizar la claridad y transparencia respecto a las actividades asignadas a la función.
·       · Mantener informada a la función de cumplimiento de cualquier circunstancia hallada dentro de la Función de Auditoría Interna y que tenga implicaciones normativas.

Actividades de Auditoría Interna en colaboración limitada con esta función:

·       Relación con supervisores y reguladores.
·       Colaborar en la elaboración de los mapas de riesgos: identificación y evaluación de los principales riesgos.
·       Colaborar en la coordinación de la gestión de riesgos de cumplimiento normativo.
·       Colaborar en el mantenimiento del marco de la gestión de riesgos y su estrategia como soporte del Consejo.

domingo, 8 de octubre de 2017

Buena persona

                   ¿Te ha gustado la frase? ¡Compártela con otro auditor interno!

sábado, 7 de octubre de 2017

viernes, 6 de octubre de 2017

Caso de Globalvia: Cómo alinear las prioridades entre Auditoría Interna y la Comisión de Auditoría

La adaptación al cambio, transmitir confianza, tener expertis y la comunicación fluida, factores clave para cumplir con éxito los requisitos de la Comisión de Auditoría   
El equipo de Auditoría Interna de Globalvia ha contado, a través de su propio caso práctico, cómo un departamento de Auditoría Interna recién creado y con escasos recursos puede ir adaptándose y creciendo para llegar, en poco tiempo, a reportar de forma eficaz a la Comisión de Auditoría y cumplir con sus requisitos y expectativas. 

La edición de Los Lunes del mes de septiembre ha estado dedicada a comprobar, a través de un caso práctico, cómo pueden las expectativas y prioridades de un departamento de Auditoría Interna (AI) puede alinearse con las de la Comisión de Auditoría a través de la adaptación del primero a la evolución de la propia empresa, del entorno regulatorio que la rodea y a los requerimientos de la segunda.

Globalvia, uno de los líderes mundiales en la gestión de concesiones de infraestructuras, afrontó en 2007 al reto de crear de cero un departamento de AI. Según Carmen Rubio, directora de Auditoría y Control de Riesgos de la compañía, “entre 2007 y 2016 el departamento de Auditoría Interna fue creciendo y evolucionando y se fue desarrollando la función de Auditoría Interna y Control de Riesgos. Sólo reportábamos al CEO, y hasta 2016 ni siquiera se presentaba un plan de auditoría. Al contar con escasos recursos humanos, fue crucial la colaboración con asesores externos que cubrían los huecos de conocimiento y/o la carga de trabajo”.

jueves, 5 de octubre de 2017

miércoles, 4 de octubre de 2017

¿Cuánto les cuesta el fraude a las empresas?

Presencia del Fraude por Categoría-Frecuencia


Presencia del Fraude por Categoría-Pérdidas medias


Source: ACFE – Report to the Nations on Occupational Fraud and Abuse

·         Los investigadores de fraude certificados que participaron en la encuesta, estimaron que las empresas tienen unas pérdidas del 5% derivadas de fraude. La media de les pérdidas en los casos estudiados (2410) fue de $150 000 de los que un 23,2% tenían pérdidas superiores a 1 millón de $.

·         La presencia de controles anti-fraude permitió una reducción de pérdidas derivadas de fraude y una detección de estos mucho más rápida. Comparando las organizaciones que presentaban controles anti-fraude específicos con las que no tenían ninguno, las primeras vieron reducidas las pérdidas derivadas de fraude, entre un 14,3% y un 54%, además de detectar los fraudes entre un 33,3% y un 50% más rápido.

·         Las debilidades más importantes que tienen las empresas (un 29,3% de las estudiadas) son la falta de controles internos, así como la alteración de estos controles (un 20% de las estudiadas).

·         Cuantos más individuos estén implicados en la trama de un fraude, más grandes son las pérdidas: 1 individuo implicado genera una pérdida media de $85000, 2 individuos $1500000, 3 individuos $220000, 4 individuos $294000 y 5 o más implicados, generan unas pérdidas medias de $633000.

·         En la mayoría de casos estudiados los defraudadores eran individuos que delinquían por primera vez. Un 5,2% de los delincuentes de este estudio son defraudadores reincidentes y un 8,3% resultaron despedidos por conductas relacionadas con la comisión de un fraude.


Este artículo fue publicado en el Blog Fraude Interno, el cual es un Blog creado con el objetivo de compartir conocimientos e inquietudes relacionados con el fraude interno, tanto con profesionales de la auditoria interna como con cualquier empresario o directivo que no disponga de un departamento de auditoria interna en su organización. Para mayor información debes visitar: https://fraudeinterno.wordpress.com/.

  ¿Te
 ha gustado la información? ¡Compártela con otro auditor interno!

lunes, 2 de octubre de 2017

La auditoría interna – fundamentos de investigación preliminar, relación de hechos y denuncia penal

El colega y amigo Israel Barrantes Sánchez acaba de publicar un nuevo libro llamado: “La auditoría interna – fundamentos de investigación preliminar, relación de hechos y denuncia penal”. A continuación, compartimos la introducción de esta obra, la cual estamos completamente convencidos será una importante fuente de consulta para los auditores internos costarricenses y de toda Latinoamérica.

Según lo dispuesto en el artículo 35 de la Ley General de Control Interno los informes que presentan las auditorías internas pueden versar sobre diferentes tópicos de su competencia, entre estos nos encontramos con los informes sobre asuntos de los cuales se pueden derivar eventuales responsabilidades, para funcionarios, exfuncionarios y terceros.

Normalmente cuando las auditorías internas presumen responsabilidades de orden administrativo o civil se presentan los resultados mediante informes denominados “Relación de Hechos”; cuando se presumen responsabilidades de otro tipo, por ejemplo cuando se estima que los hechos pueden configurar un delito penal, este o estos deben ser presentados ante la autoridad competente mediante la figura de la “denuncia penal”, o por medio de la interposición de una “noticia crimen”.

Ambos casos, están regulados en las directrices emitidas por la Contraloría General de la República mediante la resolución R-CO-9-2008, de  las once horas del diecinueve de febrero del dos mil ocho, denominadas “Directrices sobre la comunicación de Relaciones de Hechos y Denuncias Penales por las auditorías internas del Sector Publico. “

No obstante, previo a la presentación de este tipo de informes, las auditorías internas han tenido que llevar a cabo una serie de análisis y pruebas, reunir las piezas y criterios, análisis o estudio que se conoce como “investigación preliminar”.